Mi regresión y me ha ayudado mucho a tomar conciencia de mi pasado. Me dio la clave de los "porqués" de mis actos del pasado y del camino de vida que escogí.

Ahora vivo como en otro plano, vivo con conciencia y mucho mas en paz. Siempre nos queda trabajo por hacer, pero la vida fue grata conmigo y me puso otro maravilloso terapeuta con el que comparto vida y que me regaló un dulce despertar a la vida. Jacob se llama, lo conociste un día, en una moraga de Guadalmar.

Tú fuiste el inicio al camino der ser y el camino de la ausencia de ego, es el que me elevó donde estoy.

Me siento en calma y feliz... en parte, gracias a ti. Así que, te mando un fuerte abrazo y ojalá coincidamos para poder compartir sensaciones.

Las cookies facilitan la prestación de nuestros servicios. Al utilizar nuestros servicios, usted acepta que utilizamos cookies.
Más información De acuerdo Rechazar